viernes, 30 de marzo de 2012

Los remedios caseros!!

Los remedios caseros, son para aquellas personas que desean encontrar en la propia naturaleza, en las plantas, remedios a sus dolencias. Siempre recordando que es conveniente visitar al médico y mantenerlo informado de todo cuanto hacemos.


 Aqui   mostramos algunos remedios caseros que te pueden ser de gran ayuda:



Para dolores de cabeza: Hervir una taza de agua, agregarle la mitad de un limón, fresco o seco, endulzar con miel, se toma como te, o simplemente agregar el jugo de medio limón al café.

Para mejorar la digestión: En medio vaso de agua previamente hervida, se le pone el jugo de un limón, se toma regularmente por la mañana. Es un excelente tónico para el hígado, lo estimula y lo prepara para la digestión de los alimentos del día, y nos mantiene libres de estreñimiento.

Contra las infecciones de las vías urinarias: Se mezcla el jugo de uno o más limones en una jarra con agua, se toma como refresco, actúa como diurético, y ayuda a expulsar el ácido úrico, que se encuentra en los problemas de artritis.

Contra la infección de los oídos: Hervir a baño de maría dos o tres dientes de ajo, se le agrega una cucharada de aceite de oliva, una vez tibio, se pone una gotita en cada oído de la mezcla con un gotero. Calma el dolor casi de inmediato y además cura la infección.
Para cicatrizar heridas: Hervir ½ taza de leche, se le agregan 3 cucharaditas de ajonjolí tostado, dejar que se enfrié, se lava la herida y se coloca la mezcla en la misma

Contra las heridas infectadas: Hervir en medio litro de agua unas ramas de albahaca, se retira del fuego y se deja entibiar, lavar y limpiar la herida con abundante agua y jabón, hacer el último enjuague con la infusión, además de mantener la herida muy limpia, y cura la infección.

Contra la sinusitis crónica: Una cucharada de aceite de almendras, un ajo machacado, dejarlo descansar por dos o tres días, y colocar una gota en cada fosa nasal, durante 5 u 8 días. El hígado siendo uno de los órganos más importantes de nuestro cuerpo, recibe muy poca atención por nuestra parte, mantengámoslo limpio con algo tan sencillo como: Poner dos tazas de agua a hervir, se vierte el agua sobre un puñado de berros frescos, se toma tibio dos o tres veces al día, durante una semana.

Contra la tos crónica: Poner a hervir un litro de agua, agregar un puñado de hierbabuena, una ramita de tomillo, una cabeza de ajo, un pieza de jengibre, una rajita de canela, se endulza con miel, tomar una taza varias veces al día, fría o caliente según se prefiera, se puede dar a los niños en dosis mas pequeñas, con bronquitis, aparte de calmar la tos, cura la bronquitis crónica, especialmente en el niño.
Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario